«

»

Oct 24

La cata de selección del Borgoña tinto de La Bomba

A todos nos gusta juntar a un grupo de amigos que compartan en casa risas y un buen momento. Elegimos el grupo con cuidado  tratando de que todos conozcan a varías personas  para que nadie se sienta “solo” y buscamos personas de perfiles similares. La génesis de esta reunión de amigos y conocidos erala pregunta formulada por varios clientes,  de como era posible que no tuvieramos en carta un tinto francés. Olvido incomprehensible, la verdad, fue el origen de un grupo muy solido y compacto compuesto mayoritariamente por personas amantes de la buena mesa que llevan muchas “millas” a las espaldas. Algunas veces como es el caso de Fernando Chivite profesionales de reconocido prestigio en el mundo del vino, otras archiconocidos “bon vivants” pertenecientes  a veces o no a la Real Academia de Gastronomía o a la Academia Madrileña. En fin un grupo de LUJO digno de LVHM que nos ha ayudado a seleccionar un borgoña tinto básico que queriamos incorporar a la carta. Omito, por discreción el resto de nombres de los participantes.

 

El caso es que probabamos 5 vinos de Borgoña 2011 y uno de ellos de 2010 :

Con el  nº 1: Thibault Ligier-Belair distribuido por Alma Vinos – La Tintorería (2010)

con el 2: Le Chapitre de René Bouvier  tambien de Alma Vinos – La Tintorería

Con el 3: Domaine  Guyon distribuido por Coalla

Con el 4: Daniel Rion & Fils distribuido por Champeron Paris

con el 5: Domaine Paul Pillon distribuido por Coalla

Por un error muy tonto quedo fuera de la cata otro vino magnífico de Bourré que distribuye Iñaki de La Fisna: lo vamos a confrontar en petit comite con los 2 mejores de la cata.

Al final del panel , el vino que quedó más veces primero fue el 3 , Domaine  Guyon y el vino que quedó más veces primero y segundo fue el 4: Daniel Rion & Fils que distribuye Champeron  Paris.

Para ser lo más objetivos posibles y evitar la influencia de los alimentos en la cata de los vinos, como se puede apreciar en la foto, se marcó en el pie de cada copa el número de botella y se sirvieron las 5 botellas para que cada uno pudiera probarlos en distintos momentos y con distintos platos. Las botellas se envolvieron en aluminio y se numeraron.

Hay alguna diferencia de precio entre los dos podium, conceptualmente se trata de un vino de iniciación al Borgoña, al tener una diferencia de coste del 25% de coste, uno podría estar en el entorno de PVP de los 22 euros y el otro más en 28€. Quizás sea mejor elegir el más barato de los dos para promover el vino y que este al alcanze de más personas.

¿qué pensáis?

 

 

 

 

5 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. Jose

    Hola Christophe,
    creo que en este caso lo mejor es poner el más barato, sin ninguna duda.
    Si el objetivo es tener un vino tinto de Borgoña que sirva como enganche a beber vino y disfrutar de él con vuestra cocina ese es un argumento de un peso enorme.
    ¿Cuántas veces lso bebedores de vino habituales nos lamentamos de ese punto de criterio en las cartas de lso restaurantes? Prácticamente siempre. Ahora estáis en disposición, todavía, de sentar las bases y no tener que hacer correcciones posteriores, que siempre son más complicadas de realizar.

    Saludos,

    Jose

  2. Juancho

    Como entusiasta consumidor y productor aficionado, lo que me gusta ver en las cartas son vinos con los que me pueda aventurar a probar cosas nuevas, y que eso no suponga un descalabro importante en la cuenta. Tienes un tu carta maravillosos vinos de sitios muy interesantes a un precio muy bueno: yo mi inclino -en calidad similar- por el barato con los tiempos que corren, ya habrá ocasión de cambiar (si es que hace falta), o de ampliar si tienen tirón.

  3. Christophe

    Yo estoy de acuerdo, además siempre se puede cambiar.
    Gracias
    Christophe

  4. Jabugo Real

    Si las calidades son cercanas, quizás con el barato se llegue al bolsillo de un mayor número de comensales. Siempre se agradece probar buenos vinos mientras la sorpresa en la cuenta no sea mayúscula.

    Esta opinión es dolorosa para nosotros, que como productores de Jamón Ibérico de Bellota. nos quedamos fuera de las cartas de muchos restaurantes por tener un precio algo más elevado que otros, pero claro, a mayor calidad, mayor precio.

    Por eso decimos “si las calidades son cercanas”, ya que si el de precio mayor es mejor, quizás no importen esos 6€ de diferencia, siempre y cuando esa calidad sea transmisible al comensal y apreciada por el mismo.

    ¡Enhorabuena por este divertido blog! Y si hace falta un Buen Jamón para acompañar a este Borgoña, ¡contacta con nosotros!

    ¡Saludos Christophe!

  5. Ana Gutierrez Mariscal

    La pasada semana estuvimos comiendo en LA BOMBA BISTROT ,ni que decir tiene,salimos encantados.El borgoña acompañado de la sublime butifarra blanca de los hermanos ROVIRA y le poulet du dimanche nos gustaron muchísimo.La pavlova, muy lograda ,nos gustó mucho también.Y me sorprendió la amabilidad y generosidad con las que nos obsequió Christophe(al que no teníamos el gusto de conocer personalmente).VOLVEREMOS.Un abrazo desde Santander

Los comentarios han sido desactivados.